Páginas vistas en total

sábado, 21 de septiembre de 2013

Un recuerdo en tu secreter.



Un te quiero guardé entre tus labios,
un susurro de mi amanecer,
la suave caricia de aquel otoño,
guardada en tu secreter.

Un corazón que sufre en silencio,
los besos que de ti rescaté,
que rápido dispara cupido,
que lento agoniza este amor,
cuándo ya no queda un después.

8 comentarios:

Jerónimo dijo...

Románticos versos muy de tu estilo y gusto César.
Siempre queda algo guardado en el secreter de un amor cuando este se termina.Es inevitable

Un abrazo, querido amigo.

Duende Verde dijo...

Mil gracias estimado Jero!!
Así es...siempre queda algo en el!!
Un honor verte por mis humildes letras!!
Un fuerte abrazo!!

Lyliam dijo...

Mi querido Cesar, a ver si no nos perdemos amigo poeta. Siempre tendrás algo dulce que decir como en este poema más que nostálgico como es tu costumbre. Un abrazo enorme con mucho cariño siempre.

Duende Verde dijo...

Mi querida Ly, nunca dejes de escribir y comentar tan lindo.
Mil besos para vos poetisa.

maría susana dall occhio dijo...

como debo hacer para que un duende que dice quererme siga escribiendo y de vez en cuando vuele hasta mi casa vestida de rosa con muchos poemas que esperan gozosos? te quiero mi duende, en alguna tarde de esas quejumbrosas del otoño quieto llegáte mi casa que la primavera tenderá el camino con todas mis rosas. un abrazo amigo!!

Idolidia Glez dijo...

Precioso el blog..!! Me he quedado por aca...La musica esta espectacular..con mucho sentido.Te invito a mi blog.Un calido saludo!

Duende Verde dijo...

Gracias mi querida M Susana,mil besos te rocen siempre el corazon.

Duende Verde dijo...

Mi querida Idolidia, mil besos, gracias por pasar por mi morada.